lunes, 13 de febrero de 2012

El radar para detectar gays


‘Esta vez me falló el Gaydar,’ nos dijo Lucio. ‘Aunque tenía muchísimos deseos que Melo fuese de nuestro equipo, me daba toda la impresión que no era.’

Los gays solemos jactarnos de tener un radar que nos permite saber, con solo mirar a un hombre, si es o no gay. Aunque a mi me había pasado más de una vez, eso de no saber detectar si era o no. Esa cosa de ser engañado, porque se aparenta algo que no se es.

Cuando hacía poco que había dejado el seminario, entré a trabajar en un canal de televisión donde, el encargado de ventas, era un gordo perfecto. Un hombre de unos 45 años, sonrisa amplia, pelo negro y corto, manos grandes, casado, tres hijos. No solo era lindo, de facciones armoniosas, redondeces apetecibles, también tenía un trato agradable y esa ambigüedad fuera de contexto. No tenía un solo gesto que lo anunciara como un hombre al que podían gustarle otros hombres; mucho menos se le desviaba la mirada delatora. Pero numerosas veces, sin motivo aparente,  se quedaba conmigo en la sala de edición, los dos solos. Le gustaba ver como yo trabajaba, decía.

Un día llegó muy silencioso. Apoyó una de sus manos en uno de mis hombros y allí se quedó un largo rato. En ese momento no supe definir la situación. Mi Gaydar me había dado señales equivocadas y no supe reaccionar.

El relato de Lucio tenía un punto en común con mi antigua experiencia. La mano en el hombro.

Melo, el dueño del departamento que Lucio alquila, lo llamó por teléfono y le dijo que necesitaba hablarle personalmente; preguntó, amablemente, si podía pasar por el departamento. Cuando ya en el lugar, el dueño le comenta a Lucio que necesita el departamento, porque se está separando de la mujer y ella va a vivir allí, Lucio se pregunta (y nos cuenta): ‘¿No podría habérmelo dicho por teléfono? ¿Necesitaba darme detalles?’

Lucio ya nos había contado que cuando conoció al dueño del departamento lo había encontrado más que atractivo. Un hombre de unos 50 años, masculino, bastante canoso, con las redondeces necesarias para ser de su agrado; el tipo de hombre con quien él tendría una historieta. ‘Pero,’ había dicho en aquella ocasión, ‘mi Gaydar me dice que no es del gremio.’  

Ahora, después de anunciar que necesitaba el lugar y sin ninguna necesidad aparente, pidió si podía quedarse un poco más allí, haciendo tiempo hasta el siguiente compromiso. Lucio accedió y preguntó si no le molestaba que él siguiese trabajando en su computadora y le dio la espalda. Unos minutos después Lucio sintió una mano en su hombro. No la rechazó. La mano se quedó allí. Finalmente, Melo, dueño de la original mano boba, anunció que tenía que irse.

Cuando Lucio lo fue a saludar, el propietario, en lugar de los habituales parcos apretones de mano,  le dio un abrazo excesivo; absolutamente ambiguo. Pocos minutos después suena el celular de Lucio, era el dueño del departamento diciéndole que había quedado muy excitado. Lucio fue directo: ‘bueno, entonces volvé,’ le dijo. Y Melo volvió.

Cuando nos contaba no pudimos con nuestra curiosidad malsana. ‘¿Y qué te pareció? ¿Es un hétero arrepentido? ¿Era su primera vez?’, preguntamos atropellándonos y casi a dúo con Raul. La respuesta nos sorprendió. ‘Para nada,’ contó Lucio, ‘voy a tener que ajustar en serio mi Gaydar, es toda una lady en la cama. Ese culito está muy bien trabajado, yo creo que debutó cuando estaba en las divisiones inferiores.’ ‘¿Entonces, va a haber más?’ con Raul ya éramos dos descarados gordos chusmas. ‘Parece que sí, no deja de mandarme mensajitos de texto. Pero ahora tengo que anunciarles que me voy a convertir en Harry Potter.’ Concluye Lucio, enigmático. No nos quedó otra alternativa que preguntar: ‘¿Por qué?’ Teatralmente Lucio nos respondió: ‘Porque dice Melo que está fascinado con mi varita mágica.’ 



24 comentarios:

Silvio dijo...

Nunca había escuchado nada parecido a lo del radar. Será que soy muy nuevo en esto?

Gordo puto, amén dijo...

Ahora ya escuchaste.

:)

Laura dijo...

Franco, vengo a agradecerte por tu excelente nota en la Orsai 5!!!

Con respecto al tema del post, el mío está totalmente desenfocado. Mi tía tortón dice que porque soy bi... pero ella achaca todo a ese "defecto".

Saludos y gracias de nuevo.

Gordo puto, amén dijo...

Gracias Laura!
Qué bueno que te haya gustado.
Acá (Brasil) todavía no llegó. Espero ansioso.

Mirá vos la teoría de la tía!

Gracias por pasar y comentar.

Anónimo dijo...

nada mal en general, tus historias , recuentos o como te guste llamarlas son iiteresantes pero creo quea todo ello le falta IMAGEN..sin imagenhoy en día no dice nada. proba con imagen que acompañem el relato

Franco Gordo Puto dijo...

Gracias por tu aporte Anónimo.
Durante un tiempo acompañé con imágenes cada texto (no los llamo de una manera particular).
Es posible que vuelva a usar imágenes. O no. No sé.

Saludos.

Anónimo dijo...

Ok he leído también otros textos donde usabas imágenes
A lo que me refiero es a imágenes reales que compañen el texto como cuando contas de la orgía y demás . En otros cuando viene de un recuerdo obvio que si no la tenes se puede dibujar algo. Pero cuando es mas acual la cosa y siendo el sitio adapto a fotografías y/o vídeos se puede adjuntar lindas imágenes y seguramente haráas atractivo el sitio ... Siempre es una humilde opinión

Franco Gordo Puto dijo...

Entiendo.
Gracias por tu opinión.

Abrazo!

Anónimo dijo...

La mano en el hombro... lo voy a anotar.
Y lo que pagarían algunos por ese radar detector de gays; mejor que esté en vuestras manos que es usado para fines nobles ;)

Salud!

Diego

Franco Gordo Puto dijo...

Gracias Diego.

Y siempre será usado con fines nobles, claro...

Abrazo.

Germán dijo...

Dicen que la heterosexualidad está casi tan extendida como la religión. Si existiesen esos radares, muchos hubiésemos tenido más historias de esas que mantenemos en silencio y todavía nos excitan.
Abrazo

Franco Gordo Puto dijo...

Germán, gracias por pasar y comentar.

Qué respuesta intrigante!

Ahora quiero conocer esas historias. Voy a seguir pasando por tu blog (que recomiendo a todos los que pasen por acá: http://escribegerman.blogspot.com/)a ver si aparece alguna pronto.

Abrazo!

Lucio dijo...

Eso es cierto y doy fe.

A lo Anónimo, que quier imágenes que prueben los hechos: tu voyeurismo ya está empezando a mostrar signos de dolorosa enfermedad; busca ayuda de un experto.

Franco Gordo Puto dijo...

Gracias Lucio por tu comentario.

Pensé que no pasarías por aquí... ;-)

Saludos!

wendingo dijo...

Yo no creo en el radar, creo que es una necesidad gay de encontrarnos con otros semejantes por dondequiera que vamos. Si creo, porque lo he vivido, en un cruze de miradas como garras atrapando su presa, de mis tres novios dos fueron así, te miro me miras, hola, 7 años de pareja....

De gay radar nada, el mio detectó a uno y lo estuve siguiendo por las calles de madrid durante 1 hora, pensé que me estaba convirtiendo en un psicopata, al final entró a un hotel y cenó en el restaurante que daba a la calle y yo esperé otra hora paciente mirándolo a través del espejo, ahí ya me di cuenta que estaba trastornado. Cuando terminó y fué a recepción a por la llave de la habitación entré al hotel, le seguí al ascensor, entramos los dos con otra persona. Le aguanté la mirada de duda, nos bajamos los 3 en el mismo piso, les dejé pasar, y le seguí de cerca hasta su puerta. Cuando la estaba abriendo le abordé, y le dije si era gay. Se giró y con cara de pánico absoluto me dijo que no que me había confundido, en ese momento me di cuenta que era todo mio, si le hubiera dado una ostia y le hubiera dicho entra adentro maricón que te voy a follar vivo, me hubiera obedecido como perrito, pero.... le pedí disculpas por la equivocación, me dí la vuelta y volví sobre mis pasos, frustrado y con el rabo entre las piernas.

Franco Gordo Puto dijo...

Gracias Wendingo por pasar y comentar.

Lo del radar surgió como un chiste entre amigos gays y me pareció interesante para contar que hay muchos más gays dando vueltas por ahí que los que nos asumimos.

El cruce de miradas es una forma muy efectiva de confirmar.

La historia frustrada que contás es muy común. Ya me pasó, una vez me bajé del tren en que viajaba detrás de un hombre que me parecía que estaba dando bola y al final no pasó nada.

Creo que a veces nos confundimos, pero la mayoría de las veces no se animan a concretar (como mi compañero de trabajo que me apoyaba la mano en el hombro.

Saludos.

Diego Liendro dijo...

Hola franco muy interesante lo del relato lo q mas me gusto es eso del radar gay... Para mi te das cuenta que uno es gay... Por q tiende a mover mucho las manos al hablar... Soy diego y tengo 21 para mi es asi... Puede fallar Gracias por todo y besos...

Diego Liendro dijo...

Hola franco muy interesante lo del relato lo q mas me gusto es eso del radar gay... Para mi te das cuenta que uno es gay... Por q tiende a mover mucho las manos al hablar... Soy diego y tengo 21 para mi es asi... Puede fallar Gracias por todo y besos...

Diego Liendro dijo...

Hola franco muy interesante lo del relato lo q mas me gusto es eso del radar gay... Para mi te das cuenta que uno es gay... Por q tiende a mover mucho las manos al hablar... Soy diego y tengo 21 para mi es asi... Puede fallar Gracias por todo y besos...

Franco Gordo Puto dijo...

Gracias Diego por tu comentario.

Pero cuidado no te vayas a confundir con un napolitano. Digo por lo de las manos moviéndose. Dicen que si a un napolitano le atás las manos no puede seguir hablando... Chiste. jeje

Gracias por pasar.

Diego Liendro dijo...

Jijijijiji bueno tratare de no cruzaarme con un napolitano jijijijiji gracias por el consejo jijijijiji. Besooos

Franco Gordo Puto dijo...

Ojo Diego!

También hay napolitanos gays!

;)

Anónimo dijo...

jaja muy buena historia la tulla hum... eh escuchado ese del "radargay" pero nunca de esa historia ahora que lo pienso me gustaria saver como es el radar gay jaja ademas soy de argentina y nose si a qui hay ese tipo de aparato jaja me gustaria charlar un poco mas contigo Franco osea la persona quien publico esto jaja ;D asike te pasio mi skype m.j.servin si llegas a ver este mensaje pues mandame la solicitud al skype me gustaria saver mas jaja o mi facebook Jose Manuel Servin un abrazos cuidate amigo ;)

Franco Gordo Puto dijo...

Gracias José Manuel. Por pasar y comentar.

No, lamento desilusionarte, pero no existe un aparato así. Es algo que los gays tenemos internalizado, je.

Te busco en la web y seguimos charlando.

Abrazo!